Sociedad en comandita simple

La sociedad en comandita simple es una de las diversas formas jurídicas que existen al momento de elegir y definir el tipo de empresa que se quiere emprender, cada una con sus propios rasgos, lo cual es importante considerar, ya que de ello dependerá el buen funcionamiento de la empresa.

¿Qué es una sociedad en comandita simple?

Son sociedades mercantiles con forma personalizada, constituida por socios colectivos o comanditados cuyo aporte a la sociedad puede ser monetario y/o trabajo, estos responden de forma solidaria e ilimitada a las deudas de las obligaciones sociales, por otro lado, están los socios comanditarios cuyo aporte es exclusivamente capital y sus obligaciones corresponden al pago de sus aportes de capital.

Su nombre o denominación social debe formarse respondiendo al nombre de los socios colectivos o parte de ellos, añadiendo “y compañía” más las palabras sociedad en comandita, o las alguna de las siguientes abreviaturas S. en C, S. Com.

En general se forma cuando dos o más personas comerciantes o al menos uno de ellos, se reúnen con un fin comercial, obligándose parte de ellos como socios solidariamente responsables y la otra parte como administradores de capital, bajo el acuerdo de responder únicamente con los fondos aportados y declarados en el contrato.

Características de la sociedad en comandita simple

Este tipo de sociedades son relativamente sencillas y económicas de crear. Como en todos los casos es necesario haber llegado a un acuerdo previo para darle forma a la sociedad, en especial a lo que concierne a la propiedad, responsabilidades, beneficios y compromiso gerencial.

Las principales características de estas sociedades son:

Legislación:

Se rige por el Código de Comercio.

Capital social:

El que deseen aportar los socios, no existiendo un mínimo, ni máximo legalmente establecido.

Número mínimo de socios:

Mínimo dos, sin que exista un número máximo de socios establecido por ley.

Personalidad:

Jurídica.

Tipos de socios:

  • Socios colectivos: Cuyo aporte es el trabajo personal, aunque también pueden aportar capital si lo desean.
  • Socios comanditarios: Cuyo aporte es exclusivamente de capital.

Responsabilidad:

La responsabilidad es mixta, según el tipo de socio:

  • Para los socios colectivos: Responden de forma solidaria, personal e ilimitada ante las deudas sociales.
  • Para los socios comanditarios: Responden de forma limitada según su aportación.

Denominación social:

De carácter subjetivo, puede ser formada por el nombre de todos los socios y las siglas o palabras correspondiente a sociedad en comandita, también puede usarse varios o uno del nombre de los socios colectivos, debiendo añadir «y Compañía», más las palabras o siglas correspondiente a Sociedad en Comandita.

Constitución:

De obligatoriedad mediante escritura pública y presentación.

Registro Mercantil:

De obligatoriedad inscripción ante los organismos competentes.

Régimen fiscal:

Obligadas a pagar tributos de sociedad, es decir impuesto sobre sociedades.

Derechos y obligaciones de los socios:

  • Socios colectivos: Tienen amplio derecho de participación en la gestión social, derecho a la información y derecho a las ganancias y al patrimonio resultado de la liquidación.
  • Socios comanditarios: Tienen derecho limitado a la información (al balance general anual y a documentos precisos), derecho a las ganancias y al patrimonio resultante de la liquidación.

Administración de la sociedad:

Corresponde únicamente a los socios colectivos, dicha gestión o administración podrá ser ejercida directamente por ellos o en su defecto por personas que estos designen sin que sean socios comanditarios.

Los comanditarios solo podrán ejercer funciones de representación bajo la forma de delegados a solicitud de los socios colectivos y para determinados negocios.

Ventajas

  • Permite utilizar la fortaleza financiera de algunos socios (comanditarios) sumado a las fortalezas gerenciales de otros socios (gestores o colectivos).
  • Quienes deseen participar como socios comanditarios tienen una responsabilidad limitada de sus activos personales, ya se responsabilizan ante las deudas de la empresa únicamente por el monto aportado al capital de la empresa.
  • Tiene menores consecuencias en cuanto al impuesto de patrimonio, resguardándose el flujo de ingresos, ya que los herederos obtienen pagos, sin haber recibido los activos.
  • Quienes deseen participar como socios colectivos tienen control total de la empresa constituida, igualmente de sus activos.
  • Es una sociedad libre en ser constituida por el número de socios que quieran participar pues no existe limitante legal respecto a ello.
  • No requiere de la publicación de reportes financieros, se necesita únicamente la información financiera para la gestión y administración de la empresa, además para solicitudes de entidades bancarias, proveedores y organismos gubernamentales para pago de impuestos.
  • No amerita una declaración de impuestos para la sociedad, cada socio es responsable de efectuar su declaración personal sobre su parte.

Desventajas

  • Los socios comanditarios se ven limitado en la participación en la gestión de la empresa, ni pueden participar en la toma de decisiones.
  • Los socios colectivos corren un riesgo muy alto, sus activos personales se ven desprotegidos y podrían ser incautados ante demandas legales.
  • La disolución es muy simple, la sociedad se termina al fallecer o retirarse cualquiera de los socios.

Para finalizar vale la pena recordar que la constitución de esta y otras sociedades mercantiles se rige por las ordenanzas legales del país de origen de la misma, lo cual puede variar de un país a otro.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.