Espíritu emprendedor (definición y características)

El espíritu emprendedor forma parte de todo empresario exitoso que tiene unas características tan claras y definidas que podría pensarse, que son individuos que nacen para ser la cabeza de un negocio y ellos lo tienen claro.

Desde la prehistoria el ser humano ha decidido ejecutar ideas en beneficio de su bienestar, así fue evolucionando y generando grandes avances sociales. Ahora ejecuta sus ideas, toma decisiones y enfrenta las consecuencias en la búsqueda no solo de mejoras sino de alcanzar el éxito.

¿Qué diferencia a un emprendedor de otras personas? ¿Qué les da esa fuerza para superar los fracasos y lograr llegar a la cima? ¿Cuál es el don que tienen para inspirar a los demás a ser mejores?  La respuesta a todo ello es el espíritu emprendedor.

¿Qué es el espíritu emprendedor?

Es la capacidad que posee una persona para desarrollar sus ideas y llevarlas a la realidad, en busca de mejores condiciones.

Es una peculiaridad inherente al ser humano, que le brinda cualidades y habilidades  especiales como; poder de decisión, confianza en sí mismo, autocritica y autocontrol, humildad, audacia, disposición a enfrentar riesgos, tenacidad para levantarse hasta lograr sus fines, pasión por lo que se hace, positivismo para hacer frente a los problemas, ver el lado bueno de las situaciones y aprender de las malas situaciones, responsabilidad, creatividad, voluntad para todo lo que se propone convertirlo en realidad y otras muchas características que hacen del emprendedor una persona activa y resolutiva frente a las circunstancia que le rodea.

Sin embargo, contar con estas características no son suficiente, ni garantiza el éxito, debe además saber organizar, tener ciertos conocimientos para estructurar y administrar estrategias, conocimientos esenciales y actualizados y elegir adecuadamente sus colaboradores.

El concepto de espíritu emprendedor en el mundo moderno está ligado al manejo de empresas y sus negocios, aunado a conceptos de innovación y desarrollo. Por lo que comúnmente puedes conseguir que definan el espíritu emprendedor como, el conjunto de habilidades, conocimientos, valores y actitudes  que debe reunir un hombre para llevar una empresa al éxito.

Se refiere por lo tanto a una serie de aspectos adquiridos y educables que muestran la forma de desenvolverse, actuar y participar de las personas en una organización existente, en una nueva organización, en proyectos o incluso en situaciones cotidianas de la vida.

Importancia

La importancia de que una empresa se maneje con un espíritu emprendedor fundamentalmente reside en la ambición de progreso, de alcanzar el éxito y estar en constante crecimiento o evolución, reflejado en los ingresos, ganancias, los avances, la posición que ocupa la empresa en el mercado. Teniendo presente al empleado, el uso de sus conocimientos y la formación profesional.

Por otro lado, no son solo características y habilidades, el espíritu del emprendedor es como un importante destello que ilumina e inspira a los demás en su entorno, por lo que es importante contar con personal emprendedor que lidere con creatividad e innovación el desarrollo de nuevos proyecto y negocios.

¿Se puede perder el espíritu emprendedor?

Existen personas que consideran que hay maneras de perder el espíritu emprendedor, obviamente caer en bancarrota, tener que cerrar un establecimiento, problemas personales, deterioro incluso de la salud y de las habilidades personales pueden deprimir a cualquiera pero el verdadero emprendedor es aquel que mantiene el optimismos, ve hacia adelante y es capaz de levantarse una y otras vez hasta alcanzar sus metas.

Siempre encuentran soluciones a las situaciones adversas, existen maneras de salvar una empresa, de evitar la bancarrota, de mejorar y cuidar la salud y en el peor de los casos si no alcanza una solución, piensa en lo ocurrido como una experiencia, de la cual obtiene conocimiento, aprendizaje para situaciones que estén por venir.

Siempre es recomendable:

  • Llevar anotaciones de cada nueva idea, desarrollar poco a poca cada una de ellas, nunca se sabe la capacidad de una idea hasta verla desarrollada, sustentada y haciendo planes para llevarla a cabo.
  • Comprobar la viabilidad en las áreas posibles. El que alguien diga que no es posible no garantiza que sea cierto.
  • Nunca hacer caso cuando una persona dice, que una idea no es buena. El emprendedor sabe cuándo la idea es o no buena, porque ya lo ha comprobado.
  • Nunca se debe prestar atención cuando alguien te dice que no puedes hacer algo, tus límites solo los colocas tú, un emprendedor es optimista, positivo y enfrenta retos.
  • Todas las personas tenemos un espíritu de supervivencia, esta es la raíz del emprendimiento, las ansias de seguir adelante, de sobrevivir, persistencia para lograr mejores condiciones a las actuales. En situaciones difíciles las personas desarrollan habilidades y capacidades en busca de mejorar su situación y alcanzar mejores condiciones de vida y económicas.
  • Nunca dejar pasar una oportunidad, se debe estar atento, analizar las situaciones, identificar las oportunidades y encontrar la posibilidad de llevarla adelante.
Ingeniero Civil Industrial con experiencia en empresas multinacionales. Me gusta la redacción de artículos de liderazgo, administración de empresas y estrategia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here