Interés Simple (definición, para qué sirve, características)

El interés simple se refiere a la tasa aplicada sobre un capital que puede permanecer en el tiempo constantemente y no se incorpora en períodos sucesivos. Es decir, que se puede calcular para realizar pagos o cobros con respecto a un capital disponible desde un inicio en períodos considerados, a diferencia del interés compuesto que suma los intereses al capital con la intención de crear nuevos intereses.

Estos intereses pueden ser pagados o cobrados, sobre un depósito que se cobre o sobre un préstamo que se pague. La diferencia que condiciona al interés simple del interés compuesto, es que mientras que en un modelo de interés compuesto se van sumando los intereses adquiridos y a su vez proporcionan rentabilidad nueva junto al capital inicial.

En cambio, en una situación de interés simple, únicamente se realiza el cálculo de los intereses sobre el capital de inicio que ha sido prestado o pagado. De esa forma, los intereses no se incorporan al capital, ya que quedaran retribuidos y se reciben cuando termine el período.

Interés Simple (definición, para qué sirve, características)

¿Para qué sirve el interés simple?

Este tipo de interés se usa diariamente en la vida personal y en los negocios. Se utilizan cuando se ahorra, se realiza el cálculo de un alquiler, se presta o se pide prestado, si se compran productos a crédito, cuando se invierte dinero, si se tiene un negocio o si se quiere saber su valor en caso de que se desee vender y en las ofertas de descuentos, entre otras.

La palabra interés se usa en las finanzas para hacer referencia a la rentabilidad que proporcionan los ahorros o las inversiones y por el valor que producen las deudas o los préstamos.

Cuando se invierte un capital o dinero durante un determinado tiempo, se retira ese capital junto a los intereses proporcionados. En caso de que la inversión sea por interés simple, se retiran los intereses durante el desarrollo de la inversión o cuando termina el plazo.

Si el retiro se hace a diario, el capital se va a mantener intacto y los intereses siempre mantendrán el mismo monto, ya que se hacen los cálculos sobre la misma base.

Características del interés simple

Entre las características importantes que se pueden apreciar dentro de este tipo de interés, se encuentran:

  • Su capital inicial puede llegar a mantenerse igual durante todo el proceso de operación.
  • Seguirá siendo siempre el mismo en todos los períodos de la operación.
  • Se le aplica la tasa de interés sólo en el capital inicial o en el capital que se haya invertido.
  • Los intereses que genera no se acumulan.
  • Se utiliza muy poco dentro del sector financiero formal, debido al compuesto de sus bajos intereses.
  • Incorpora diversos intereses producidos de la inversión durante determinado período de tiempo, esto se debe a su capital inicial.
  • Sólo se realiza su cálculo sobre su capital inicial.

Elementos del interés simple

Es fundamental tener conocimiento de que el modelo puede llegar a establecer el saldo en indistinto período o que el año t es igual al saldo que se tiene de un año anterior más el interés producido durante el mismo.

Lo que significa que el interés para cada año siempre será el mismo y se puede adquirir al multiplicar el saldo inicial por la tasa de interés. Pero expresada en decimales. Para conocer mejor este modelo, es necesario saber cuáles son sus elementos, ya que pueden ayudar a entender y saber fácilmente cómo se tienen que utilizar. Entre ellos se encuentran:

  • P: Representa el capital o el monto inicial, los cuales se refieren a la cantidad de dinero que se utilizará como capital y será la cantidad a la que se le harán los cálculos de interés.
  • N: Se refiere al período de tiempo que dura el préstamo del dinero y en base a ese tiempo se obtendrá la tasa de interés que se tiene que pagar cada lapso de tiempo.
  • S: Simboliza el monto, es decir a la cantidad de dinero que se recibe por el préstamo de una determinada cantidad de dinero o la sumatoria del capital junto a los intereses.
  • I: Es la letra que se relaciona con la tasa de interés, por lo que se estaría hablando de la forma de pago o de cobro que se debe realizar por la utilización de una cantidad de dinero.

Interés Simple ahorro

Fórmula para calcular el interés simple

La siguiente fórmula representa el cálculo sobre un capital para un período de un año completo:

Interés Simple = C x I x T / 100

En caso de períodos inferiores referentes al año expresado en meses, se usa la fórmula que se muestra a continuación:

Interés Simple = C x I x T / 1200

Las representaciones de los valores de estas fórmulas son:

  • C: Se refiere al importe del capital que se le hará el cálculo del interés simple.
  • I: Simboliza el tipo de interés, este generalmente se expresa en porcentaje, lo que significa que previamente de colocarlo en la fórmula se tiene que dividir entre 100.
  • T: Representa el tiempo que estará invertido o prestado el capital.

Ventajas del interés simple

Sus ventajas más relevantes son las siguientes:

  • Los intereses que se llegan a producir por el capital no se acumulan, lo que permite que no se produzcan más intereses en el siguiente período.
  • Cuando se hace una inversión de dinero por un determinado tiempo, reintegra no solo el capital, sino también los intereses.
  • Los intereses que proporciona el capital, pueden acumularse para que se permita una ganancia de mayores intereses en el siguiente período.

Desventajas del interés simple

Entre las posibles desventajas se encuentran:

  • No capitaliza los intereses que se pagan durante los períodos anteriores, por lo que pierde totalmente su poder de adquisición.
  • Se trata de un interés que tiene muchas limitaciones dentro del sector financiero.
  • Es carente del valor monetario durante el tiempo, lo que significa que su valor final no representa su valor inicial.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.