Inicio Liderazgo ¿Por qué los Líderes deben pensar como un Adolescente?

¿Por qué los Líderes deben pensar como un Adolescente?

Esta es una de aquellas preguntas más complejas que pueda existir en el mundo empresarial. No es solo ser un adolescente en su totalidad sino tener un pensamiento que caracteriza a todo adolescente. Es decir que como empresario que lidera una nueva campaña empresarial debes ser arriesgado  e ingenioso, cualidades propias que tiene cualquier adolescente. Si tu experiencia te dice que debes ser cauteloso siempre vas a estar en el mismo lugar. Esto podría ser algo bueno o algo malo.

lider adolecente

Si eres cauteloso nunca vas a perder, pero siempre vas a estar en el mismo lugar. Ni vas a estar adelante ni vas a estar atrás. Para algunos resulta ser algo muy bueno. Que la empresa no fracase pero que tampoco aumente sus ventas. Esto se evidencia casi en todas las empresas que puedan existir en el mercado. Solo acuérdate cuáles estaban ubicadas en una calle especial hace una década y luego ve y miras esa esquina y te darás cuenta que las mismas siempre estarán ahí.

Pero si tú eres de aquellos que te fastidia estar siempre en el mismo lugar y quieres avanzar debes arriesgarte. Un adolescente hace esto sin mirar atrás. Sin embargo, el pensamiento juvenil debe ir asociado con tu experiencia. No es solo tomar un riesgo porque te puedes quedar sin nada. Es tomar ese riesgo, asegurarte desde todos los ángulos y disminuir tu índice de error. Así podrás lograr lo que quieres.

Pero en cualquier situación de riesgo se corre peligro de caer. Ese es el pensamiento de un adolescente. De tomar una iniciativa para avanzar, sin importar si cae o no. Si crees que puedes mitificar cualquier error, deberías arriesgarte y enfrentarte a los retos, a menos que quieras estar siempre en el mismo lugar.

Pensar como adolescente, por ende, es tomar una posición de riesgo, avanzar hacia la consecución de un objetivo y no desfallecer hasta llegar a él. Esta es la mentalidad que requiere un empresario o líder para no seguir siempre en el mismo lugar. Aunque si eres de aquellos cautos este pensamiento te será algo contrario a tus ideas.

Ser adolescente o tener un pensamiento juvenil también es ver que hay un camino mucho más grande que recorrer, con peligros y trampas. Define muy bien lo que quieres y adéntrate en este camino.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here