Ausentismo laboral ¿cómo enfrentarlo?

El ausentismo laboral es un problema a considerar por cualquier empresa, ya que genera problemas organizativos y los costes que repercuten en la operatividad y deterioro de la productividad.

Es por ello que es importante desarrollar y planificar tácticas que vigilen aquello que lo originan, implementando acciones que permitan minimizar las ausencias de los empleados a sus puestos de trabajo.

Las empresas en busca de ello han implementado cierta técnica de recompensa y sanción, que en alguna forma escarmienta a quien falta y por otro lado estimula a aquellos trabajadores que cumplen regularmente con su asistencia y obligaciones. Además, ha experimentado con la flexibilización de los horarios de trabajo con miras a reducir los motivos que hacen a los empleados faltar al trabajo.

¿Qué es el ausentismo laboral?

Se puede definir como toda ausencia de un individuo a su puesto de trabajo, dentro de las horas que correspondientes a la jornada y día laborable legal, estén justificadas o no.

El ausentismo se origina por múltiples factores, que pesan en el trabajador como expectativas, inquietudes, valores, necesidades, habilidades, conocimientos, sentimientos, etc. Que interactúan con aspectos laborales relacionados a las condiciones y ambiente de trabajo y además con factores extra laborales, explícitos por el medio social donde opera la empresa.

El ausentismo representa un gasto para la organización, en el sentido de que cuando el trabajador está ausente, no está realizando el trabajo asignado a su cargo, aun cuando la empresa está pagando por ello. Entonces las empresas lidian con esta ausencia de múltiples formas, en ocasiones otro trabajador pudiera hacer este trabajo, sin embargo, es algo difícil de medir y mantener.

Ausentismo laboral

Formas de ausentismo según sus causas

Justificado y previsible:

Se da en aquellos casos donde el empleado previamente avisa en la empresa de su ausencia. Ejemplo, ante una enfermedad, intervención médica programada, accidente laboral con baja por incapacidad, permiso legal retribuido o permisos por asuntos personales que no son retribuidos.

Sin justificación y no previsible:

Se da en aquellos casos donde el trabajador abandona su puesto sin haber avisado previamente, sin contar con la autorización para hacerlo. Incluso siendo por enfermedad repentina, problemas personales o accidente.

Virtual:

Es el ausentismo que se da en aquellos casos cuando el trabajador acude al sitio de trabajo, pero utiliza su tiempo a llevar a cabo tareas ajenas o distintas a su actividad laboral.

Causa del ausentismo laboral

Al hablar de ausentismo laboral se pueden encontrar causas justificadas e injustificadas, entre estas destacan:

Causas justificadas:

  • Accidentes y/o enfermedades, como artritis, diabetes, lumbalgia.
  • Razones familiares, motivaciones de fuerza que prolongan las faltas involuntarias, muerte de un familiar, separación matrimonial, enfermedad de un hijo o familiar cercano.

Causas no justificadas

  • Estrés laboral por recargo de trabajo.
  • Ocio.

Otras causas del absentismo laboral, son las motivadas por la empresa, por el empleo de políticas que promueven el abstencionismo de sus trabajadores y lo llevan a no asistir a su puesto de trabajo.

Estas causas que influyen y afectan al trabajador son:

  • Escasa supervisión de la gerencia o dirección de la empresa.
  • Demasiada exigencia en cuanto a la especialización en las tareas asignadas.
  • Falta de estímulo y motivación laboral.
  • Fallo en la satisfacción del trabajador.
  • Malas condiciones laborales, incluyendo mala remuneración y ambiente desfavorable.
  • Mala adaptación del trabajador en su cargo dentro de la empresa.
  • Deterioro del clima organizacional.
  • Implementación de políticas inadecuadas de trato al trabajador, política de rotación del personal, abuso de autoridad, etc.
  • Existencia de riesgos laborales, que pudieran ocasionar accidentes.
  • Dificultades para transportarse al punto de trabajo y retorno al hogar.

¿Cómo reducir el ausentismo laboral?

Examinar las causas del ausentismo:

Existen diferentes circunstancias que ocasionan que los empleados falten a su trabajo más de lo habitual, es necesario conocer correctamente las causas antes de implementar cualquier sistema o método para reducir esto.

Podría ser que se ausenten por enfermedades, entonces en respuesta a ello la empresa puede implementar jornadas de salud, contratación de seguro médico u otra solución que sea factible para solucionar el problema.

Sin embargo, según el motivo la empresa debe buscar diversas maneras de arreglarlo.

Flexibilización de los horarios de trabajo:

Es una medida bastante efectiva, permite al empleado adaptarse mejor al programa de sus hábitos de vida haciendo que con menor frecuencia al trabajo.

Establecer un proceso de comunicación de baja:

El hecho de tener formalmente que comunicar la no asistencia al trabajo, pone más complicado a los empleados ausentarse sin justificación, pues deben comunicar a sus superiores que día no irán y la razón para ello.

Pautar bonificaciones por desempeño:

Teniendo en cuenta las causas del ausentismo, incluyendo las inventadas por el empleado, la empresa debe tratar de entender que algo motiva al empleado a querer faltar, y para contrarrestar eso lo ideal es buscar algo que lo motive con mayor fuerza a asistir y cumplir con su trabajo.

Conciliar:

Todo ser humano tiene derecho a una vida equilibrada, existen casos en los que la empresa debe considerar cierta flexibilidad, bien sea en horarios, tareas y responsabilidades. De tal manera que exista satisfacción por parte del trabajador y el jefe con el desempeño mutuo.

Compartir
Ingeniero Civil Industrial con experiencia en empresas multinacionales. Me gusta la redacción de artículos de liderazgo, administración de empresas y estrategia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here