InicioEconomíaImpuesto al Consumidor; Que es, Ejemplo y Ejercicio

Impuesto al Consumidor; Que es, Ejemplo y Ejercicio

En la microeconomía el impuesto al consumidor es otro factor que distorsiona el equilibrio del mercado, afectando tanto la demanda como la oferta de bienes y servicios.

La aplicación de estos impuestos implica una reducción en las cantidades demandadas por los consumidores, ya que tienen que asumir un pago adicional sobre el valor del bien o servicio gravado cuando se compran o importan; según la tasa impositiva fijada en la normativa tributaria de cada país.

Anuncios

Impuesto al consumidor

¿Qué es el impuesto al consumidor?

Es un tributo o gravamen impositivo que recae sobre el consumidor de forma directa o indirecta; el cual representa una contribución fiscal para ayudar a los gobiernos a financiar el gasto público del estado.

Anuncios

Estos tributos nacen a partir de un hecho imponible, el cual es la situación que da origen a la obligación de pago por parte del consumidor, hechos que están previamente establecidos en las leyes y normativas tributarias vigentes en cada país.

¿Por qué se aplican impuestos al consumidor?

Los impuestos al consumidor se aplican por dos razones, que son:

Anuncios

La primera razón es para recaudar fondos de la población “consumidores” y así ayudar a financiar el gasto público, como lo son las obras de infraestructura, la seguridad, la educación, entre otros gastos; con las cuales generar un beneficio social.

La segunda razón, es para controlar la demanda o consumo de determinados productos en la población, como lo son los productos contaminantes.

Anuncios

En cuáquera de los casos, estos impuestos implican una alteración en el comportamiento del mercado.

Como afecta el impuesto al consumidor a la oferta y la demanda

El impuesto al consumidor afecta negativamente tanto a los demandantes como a los ofertantes de bienes y servicios gravados con la imposición fiscal, distorsionando el equilibrio perfecto del mercado.

Anuncios

Pues implica que el consumidor tendrá que desembolsar más dinero para adquirir dichos productos o servicios y a su vez el vendedor obtendrá menos beneficios económicos.

Esta situación, por supuesto afecta la curva de la demanda desplazándola hacia la izquierda, hasta alcanzar un nuevo punto de equilibrio (Pe).

En el cual, a medida que aumenta el precio que tienen que pagar los consumidores (Pd) y disminuye lo que cobran los productores (Ps), las cantidades ofertadas (Qs) y demandadas (Qd) también disminuyen; por ende, el tamaño del mercado para dichos bienes o servicios regulados se retrae.

Los impuestos al consumidor y la eficiencia económica

El impuesto al consumidor puede genera una perdida irrecuperable en la eficiencia económica ya que impide a los vendedores y compradores generar una ganancia, situación que desmotiva a los agentes económicos ofertantes y demandantes a mantenerse en dicho mercado por el costo social que representa.

Desde el punto de vista de las teorías económicas, el libre mercado es beneficioso para la sociedad, tanto para los consumidores como para los productores, ganando ambas partes con un precio de equilibrio aceptable, lo que genera excedente tanto para el consumidor como para el productor.

El problema surge cuando el estado establece impuestos, como el impuesto al consumidor, ya que, esos excedentes de beneficio para el comprador y vendedor disminuyen, generando una perdida en el bienestar social.

Puesto que, en una economía simple en relación aún determinado mercado, la sumatoria de los excedentes del consumidor y los del productor es igual al bienestar social, por tanto, una disminución de excedente se traduce a una pérdida en dicho bienestar social.

Una perdida que los gobiernos con la recaudación de impuestos al consumidor no son capaces de recuperar en su totalidad; puesto que, al reducirse el intercambio de bienes y servicios sujetos al impuesto, la recaudación del mismo no aumenta ni tampoco los beneficios sociales generados con ellos, provocando que la perdida de bienestar sea irrecuperable.

Impuesto al consumidor

Existen muchos tipos de impuestos que afectan a los consumidores, entre esos impuestos se encuentran:

Impuesto al valor agregado (IVA)

Es la principal fuente de recaudación de impuesto al consumidor; el cual, es un impuesto indirecto que recae sobre el valor de un bien o servicio al momento de realizar su compra, siendo un impuesto progresivo cuyo gravamen impositivo se establece en porcentaje; por lo tanto, a mayor valor mayor impuesto a pagar.

Este impuesto está dirigido únicamente al consumidor final y aunque a través de la cadena de comercialización el productor también paga (IVA) créditos fiscales cuando efectúa compras gravadas, este los compensa con el (IVA) débitos fiscales que cobra para el estado al momento de realizar las ventas gravadas.

Por ende, aunque el consumidor final es quien efectúa la contribución fiscal, es el productor quien ejerce el rol de contribuyente, declarando y pagando los impuestos recaudados al fisco.

Impuestos correctivos

Son impuestos que se aplican con el fin de penalizar y disminuir el consumo de productos que repercuten negativamente en la sociedad, como lo son el consumo de productos altamente contaminantes, entre estos se encuentran el consumo de bolsas plásticas, el consumo de combustibles, entre otros.

Representación gráfica del efecto del impuesto al consumidor en la microeconomía

Donde:

  • Ps= Precio ofertado.
  • Pd= Precio demandado.
  • Q´=Cantidad.
  • T= Monto de impuesto.
  • RF= Recaudación fiscal.

Formulas:

  • T= Pd-Ps.
  • Pd= ps + T.
  • RF= Q´ x T.

Para representar la gráfica del efecto del impuesto al consumidor en el mercado  se debe tomar en cuenta lo siguiente:

  • El vendedor está dispuesto a ofertar a un precio (Ps) por una determinada cantidad (Q´) y a su vez el comprador está dispuesto a demandar a un precio (Pd) por una determinada cantidad (Q´).
  • El monto del impuesto (T) es la diferencia entre el (Pd) menos en (Ps).
  • Las Cantidades ofertadas (Qs) y las cantidades demandadas (Qd) son menores a las cantidades del punto de equilibro (Qe).

Por ende, el impacto o efecto de la recaudación fiscal se reparte entre los ofertantes y demandantes.

Veamos la representación gráfica:

Impuesto al consumidor

Ahora bien, si se desea determinar el costo social que implica el impuesto al consumidor solo se debe aplicar la siguiente formula: CS= ((Qe-Qd) x T) /2

Ejemplo práctico del efecto del impuesto al consumidor en la microeconomía

Impuesto al consumidor ejercicio practico

Impuesto al consumidor ejercicio practico

Impuesto al consumir ejercicio practico

Impuesto al consumir ejercicio practico

Impuesto al consumidor ejercicio practico

Impuesto al consumidor ejercicio practico

 

 

Mairene I. Rosales C.
Lcda. Contaduría Publica, Técnico en Comercio y Servicios Administrativos, Redactor Independiente.
Web y Empresas (Jun 24, 2022) Impuesto al Consumidor; Que es, Ejemplo y Ejercicio. Retrieved from https://www.webyempresas.com/impuesto-al-consumidor/.
"Impuesto al Consumidor; Que es, Ejemplo y Ejercicio." Web y Empresas - Accessed Jun 24, 2022. https://www.webyempresas.com/impuesto-al-consumidor/

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here