¿Qué es una Estrategia Financiera en la empresa?

La gestión financiera tiene por objetivo la maximización de las utilidades para los accionistas, para poder cumplir con esto, la empresa necesita un plan de acción financiero, por lo que es importante implementar una adecuada estrategia de gestión financiera.

Una empresa antes que nada para poder efectuar un esquema financiero que resulte eficiente debe establecer la estrategia corporativa, que debe ser un proyecto que sirva a largo plazo. Esto solo será posible haciendo uso de un plan de acción compuesto de estrategias de gestión (financieras, marketing, comunicacionales, etc.), en función de alcanzar los objetivos y metas planteadas.

La estrategia financiera es una parte muy importante de las estrategias corporativas, ya que abarca distintas decisiones de inversión y financiación necesarias para lograr el máximo beneficio.

¿Qué es la estrategia financiera?

Es aquella parte de la gestión estratégica y proceso de planificación de cualquier empresa, que está relacionada con la obtención de los recursos necesarios para financiar las operaciones del negocio que contribuyan con el logro de objetivos delineados en el plan, a corto, mediano y largo plazo.

Al hablar de estrategia financiera se hace alusión a la forma en que se usa el dinero de la empresa de manera inteligente, pensando en la forma más conveniente en que se puede extraer de este dinero el mayor beneficio.

La gestión o manejo de los recursos dependerá, en primera instancia de los objetivos generales que busca alcanzar la organización. Dichas estrategias son decisiones financieras en la planeación y el control de los niveles altos en la empresa, las cuales son fundamentales en la vida de la empresa y determinantes en la consecución de recursos.

En este sentido, las estrategias financieras en determinada empresa, se resumen con carácter de políticas, objetivos y planes radicados en acciones combinadas emprendidas por la dirección para alcanzar los objetivos financieros.

Bases de una estrategia financiera

La estrategia financiera está compuesta de determinados elementos que conciben las finanzas como una herramienta útil destinada a cumplir con la estrategia general de la empresa:

¿Cómo se compone una estrategia financiera?

Este tipo de estrategia debe centrarse en todos los aspectos financieros contenidos en las decisiones estratégicas tomadas por la dirección, las cuales van de la mano con los intereses de los accionistas y los mercados financieros.

Necesariamente se integra con dos sub-estrategias:

  • Estrategias de inversión, que establecen normas para la selección de posibles inversiones con diversificación de riesgos.
  • Estrategias de financiación, que establecen la estructura de las fuentes de recursos financieros.

Una vez alineadas con la estrategia general de la organización, es necesario conseguir información numérica de las operaciones de la empresa, (proceso de compras, ventas, gestión de inventarios, pagos, cobros, etc.) con el fin de manejar datos reales y medir la efectividad de la estrategia.

Propósitos de la estrategia financiera

Con la finalidad de alcanzar el objetivo fijado en la estrategia corporativa, director financiero traza las estrategias financieras con el propósito de:

  • Obtener el capital suficiente para cubrir los activos del negocio.
  • Lograr el rendimiento suficiente de forma sólida y predecible.
  • Alcanzar una administración óptima del flujo de las ganancias en caja.
  • Reducir al mínimo las posibilidades de fraude y otras pérdidas de dinero.
  • Disminuir en la medida posible la carga fiscal sobre la renta de la empresa y sus propietarios.
  • Facilitar el pronóstico de las necesidades financieras del negocio.
  • Adjudicar valor al negocio dado el momento.

Beneficios de una estrategia financiera

Debido a lo delicado del manejo del dinero, es necesario que la estrategia se desarrolle de forma sistemática y se plasme en un informe que servirá como base y referencia a la organización.

Este papel debe desempeñarlo un administrador financiero capacitado para enfrentar las dificultades y necesidades de la empresa, que tenga los conocimientos y experiencia necesaria para resolver de la mejor manera las diferentes contingencias que se pudiesen presentar, de esta manera la empresa tiene la seguridad de que actúa de la mejor manera posible ante cualquier situación que afecta el negocio ante un mercado competitivo y cambiante. En tal sentido los beneficios que puede tener una empresa al fijar una adecuada estrategia financiera son:

  • Cualquier estrategia financiera debe ayudar a la empresa a desarrollar un proceso administrativo que asegure el sustento financiero y económico de la empresa.
  • Análisis constantes de los estados financieros, para asegurar la corrección de cualquier incidente.
  • Facilita la toma de decisiones en función del logro de metas organizacionales.
  • La combinación perfecta de todos los flujos monetarios, de forma tal que lo recaudado y el capital inicial se integren y sean suficiente para que la empresa pueda cumplir con los compromisos y las deudas adquiridas.
  • Facilita la administración eficaz de los activos de la empresa.
  • Ayuda a invertir sabiamente, facilita la toma de decisiones respecto a futuras inversiones.
  • Ayuda a la empresa a contar con los medios necesarios para su crecimiento a largo plazo.
  • Mejora la toma de decisiones relacionadas a la manera de financiar la empresa.
  • Ayuda a satisfacer las necesidades de los empleados y los clientes.
  • Compensa a los accionistas por el riesgo ostentado

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.